Qué envidia tenemos de esas personas que todos los días van al baño como un reloj, que no padecen estreñimiento y no sienten molestias intestinales ni hinchazón.

¿Cómo podemos evitar el estreñimiento?

El alimento clave: las semillas de lino

Es una fuente esencial de fibra mucho mayor que otros vegetales, por lo cual facilita el tránsito intestinal y colabora en la reducción de peso, al mismo tiempo que evita la hinchazón abdominal.

Las semillas de lino son una fuente vegetal muy rica en omega 3 que, acompañada de un aporte adecuado de pescado azul (también rico en este ácido graso), nos ayudarán a controlar los niveles de colesterol. Además, contiene lignanos que ayudan a prevenir el cáncer de mama y colon, y a regular los procesos digestivos. Por ello, esta planta es un alimento clave para mantener una dieta sana.

Cómo tomar semillas de lino

  • Podemos utilizarlas como condimento de los platos de verduras ( ensaladas, parrilladas, cremas o purés) para darle un toque especial.
  • Mezclarlas con un yogurt desnatado por las noches (2 cucharadas de postre).

De estas dos maneras, lo mejor es consumirlas molidas, ya que así facilitaremos la digestión de las mismas.

No os olvidéis de que la clave del éxito es la constancia.