La pregunta de cómo eliminar las bolsas en los ojos es recurrente, y es que podemos tenerlas por múltiples causas: por haber dormido mal, haber comido o bebido inadecuadamente la noche anterior, por retención de líquidos o, simplemente, por el paso del tiempo. Existen muchos trucos y cosméticos para tratarlas. Sin embargo, para erradicarlas de manera definitiva será preciso atender a las pautas que exponemos en esta entrada.

¿Por qué se forman las bolsas en los ojos? Sus principales causas

En primer lugar, cabe señalar que las bolsas en los ojos pueden formarse por:

  • Retención de líquidos.
  • El crecimiento y herniación de las formaciones de grasa que existen en la zona ocular. Dichas formaciones, por lo general, se encuentran retenidas en el septo orbitario, pero con el paso del tiempo el tejido muscular cede y quedan libres, originando las bolsas bajo los ojos.

A estas circunstancias suelen añadirse:

  • El paso del tiempo. La edad suele ser el factor que más favorece la aparición de las bolsas bajo los ojos. Por ello, suelen manifestarse a partir de los cuarenta y afectan tanto a hombres como a mujeres.
  • Factores genéticos. Es posible tener la tendencia de desarrollar bolsas en los ojos por causas hereditarias.
  • Consumo de alcohol o tabaco.
  • Trastornos del sueño.

Hay que tener en cuenta que la acción simultánea de varios de estos factores favorece la predisposición a tener bolsas bajo los ojos.

Cómo eliminar las bolsas en los ojos para siempre

Como hemos dicho, no es lo mismo suprimir las bolsas bajo los ojos de manera temporal con cosméticos o aplicando frío, que utilizar un tratamiento duradero y 100 % efectivo, que evite que las bolsas bajo los ojos vuelvan a aparecer.

Ácido hialurónico

Conocido por ser un excelente moldeador facial, se trata de un producto muy seguro y muy recomendado si, además de bolsas, se desean erradicar surcos, arruguitas o líneas de expresión en el contorno de los ojos.

Consiste en un relleno del surco nasoyugal elaborado con una composición específica para este problema. Así, se nivela la discontinuidad creada por el hundimiento de los pómulos y el párpado inferior, reduciendo de forma palpable las bolsas y las ojeras.

El efecto resultante es la desaparición de la mirada cansada y de las arrugas por flacidez bajo el párpado inferior.

Gracias a que el ácido hialurónico es una sustancia natural, el organismo la absorbe con facilidad y no hay prácticamente efectos secundarios. A su vez, es un procedimiento no quirúrgico muy seguro, con unos riesgos mínimos y resultados visibles.

El efecto del ácido hialurónico dura entre 8 y 18 meses. A partir de ese lapso de tiempo, el profesional decidirá si es necesario someterse a más sesiones.

Los resultados son muy naturales evidenciándose una mirada rejuvenecida. Esto se consigue gracias a la eliminación de pequeñas arrugas, así como una mayor elasticidad en la piel alrededor de los ojos. Esto impedirá que vuelvan a aparecer arrugas o bolsas de ojos.

Ultimate Eye

El corrector Ultimate Eye está especialmente indicado para eliminar los efectos del fotoenvejecimiento de la piel, es decir, los efectos del sol que, con el paso del tiempo, pueden causar un envejecimiento prematuro de la misma.

De esta manera, Ultimate Eye logra iluminar y renovar la piel en la zona de las ojeras. Sus ingredientes activos reparan el tejido dañado en la zona, contribuyen a homogeneizar la coloración e hidratan la piel.

En consecuencia, este tratamiento es idóneo para reducir las arrugas, iluminar la zona cuando las bolsas de ojos están acompañadas de ojeras o cuando están causadas por los efectos del fotoenvejecimiento.

Así mismo, utilizado para tratar la hipercromia palpebral idiopática y la tensión de los párpados, con Ultimate Eye se obtienen excelentes resultados visibles.

Es un procedimiento seguro e indoloro, puesto que no se emplean agujas en el mismo. Por regla general, el profesional aplicará el producto mediante una técnica exfoliante para después practicar un sencillo tratamiento de uso diario en el propio domicilio.

Además, es un tratamiento muy natural, ya que los principales ingredientes activos de Ultimate Eye son la vitamina A, el ácido lactobiónico, el ácido mandélico y el ácido salicílico.

Toxina botulínica

La toxina botulínica se utiliza, sobre todo, para tratar aspectos de la piel relacionados con la edad, como arrugas y patas de gallo. Sin embargo, aplicada en pacientes jóvenes para eliminar los primeros síntomas de envejecimiento en la piel también ofrece muy buenos resultados.

Funciona muy bien para disipar las arrugas finas causadas por la contracción de la musculatura periocular. La toxina botulínica, incluso, se utiliza para mejorar la posición de las cejas y eliminar arrugas dinámicas frontales del entrecejo, así como las arrugas exteriores.

Este tratamiento consiste en inyectar pequeñas cantidades de toxina botulínica en la piel de los párpados hasta suprimir las bolsas y arrugas.

La toxina botulínica relaja los músculos faciales, de manera que impide el enquistamiento de las bolsas de ojos, previene arrugas y disminuye las ya existentes. Los resultados definitivos se aprecian 4 días después del tratamiento, y los efectos duran entre 5 y 6 meses, tras los cuales puede ser necesario renovar el tratamiento.

Se puede también combinar con el tratamiento con ácido hialurónico, con lo que sus efectos se potencian haciendo desaparecer ojeras y bolsas al mismo tiempo.

Consultar con profesionales

Las soluciones que proponemos son seguras y duraderas. Según las peculiaridades de cada caso es recomendable utilizar una u otra solución. En este sentido, el ácido hialurónico es adecuado si las bolsas de los ojos se acompañan de arrugas finas y Ultimate Eye cuando se desean combatir ojeras o si el origen es la exposición del sol.

La toxina botulínica está indicada para rejuvenecer definitivamente la mirada eliminando también arrugas. Gracias a estos métodos es posible lograr una mirada iluminada previniendo el aspecto cansado y apagado que confieren las bolsas bajo los ojos.

Para conseguir un máximo de efectividad recomendamos consultar siempre con un profesional estético. Cada arquitectura facial es diferente, así como las causas que provocan estas bolsas. Lo mejor es contar con personal que evalúe cada caso y que nos recomiende el mejor tratamiento para nosotros.