Los hombros y la espalda

El vello de los hombros y la espalda aparece a una edad tardía. Si empezamos la depilación de la espalda hacia los 30 años, 2 años después habremos realizado 8 ó 9 sesiones y todavía persistirá algo de pelo, entre un 10 y un 20%. Si dejáramos transcurrir el tiempo, parte del vello destruido reaparecería.

Hay que advertir a los pacientes de que este fenómeno puede ocurrir, aunque no necesariamente tiene por qué suceder así. Muchos chicos desarrollan el vello antes de los 27 o 28 años y no surge posteriormente. En estos casos la depilación láser va a ser muy eficaz.

El resto de las regiones

Todas las demás regiones como piernas, abdomen, región pectoral, nalgas, antepiernas, ingles, axilas, barba, responden bien al tratamiento mediante láser.

Puede suceder que el tratamiento en la cara deje algunas áreas sin depilar, a pesar de nuestro empeño en superponer bien el láser. También puede ocurrirque el dolor en el tronco sea mayor que en una mujer, y requiera más anestésico del normal o dosis más bajas para aliviar la molestia.