Caída del cabello - Tratamientos y soluciones definitivas | Hedonai

-50% en DEPILACIÓN con el cupón: BONOOCTUBRE y -15% en ESTÉTICA* con el cupón BONOCALIDAD. *Ver tratamientos

Solicita tu diagnóstico gratis
pide cita llama gratis

ZONAS DE DEPILACIÓN MUJER

Depilación láser en axilas Depilación láser de ingles Depilación láser piernas completas Depilación láser entrecejo Depilación láser pubis Depilación láser brazos Depilación láser labio superior

ZONAS DE DEPILACIÓN HOMBRE

Depilación láser en axilas Depilación láser tórax Depilación láser piernas Depilación láser brazos Depilación láser espalda Depilación láser ingles Depilación láser barba

TRATAMIENTOS MÉDICO ESTÉTICOS

Ácido hialurónico Toxina Botulínica tipo A Mesoterapia facial Peeling TCA Peeling para Cicatrices Peeling Despigmentante Peeling Antiacné Hidroxiapatita cálcica Factores de crecimiento plaquetario Luz Pulsada Mesoterapia Capilar

TRATAMIENTOS ESTÉTICOS

Microdermoabrasión Limpieza facial purificante Radiofrecuencia accent

TRATAMIENTOS MÉDICO ESTÉTICOS

Tratamiento Reafirmante de Glúteos Hilos tensores Anticelulítico reductor Cavitación Mesoterapia Corporal Anticelulítico intensivo Hidroxiapatita cálcica Sonohidrolipólisis

TRATAMIENTOS ESTÉTICOS

Presoterapia LPG endermologie Masaje base circulatorio Luz Pulsada Cavitación Criolipólisis

Tratamientos faciales

Caída del cabello

La caída del cabello es algo habitual, ya que al igual que sucede con nuestras células, el pelo también cae y se regenera. Sin embargo, si se cae más de lo normal, debemos comenzar a preocuparnos y ser conscientes de que tenemos un problema. ¿Cómo podemos saberlo? Si vemos que dejamos pelo en la almohada tras haber dormido, si al peinarnos queda demasiado pelo en el cepillo, o si al ducharnos hay muchos que se van por el desagüe, es necesario tomar medidas.

¿Por qué se produce la caída del cabello?

En las mujeres, la causa más común es el efluvio telógeno, una alteración del ciclo del crecimiento del pelo asociada al estrés, la anemia o la menopausia, entre otros agentes. En el caso de los hombres, la causa principal es la alopecia androgénica, que tiene su origen en la degradación fisiológica de la testosterona a nivel de cuero cabelludo, que obedece a causas generalmente genéticas y aparece en la juventud.

  • Genética. La caída del cabello es un asunto que se hereda de padres a hijos. Es decir, puedes sufrir de caída de cabello seria si alguno de tus antepasados, ya sea tu padre, madre o abuelos, e incluso tíos, la sufren también. Se suele dar por una debilidad patente del cabello o cuando la línea del cabello cercana a la frente retrocede.
  • Cambios hormonales. Las hormonas actúan de forma positiva o negativa en nuestro cuerpo. En el caso de las mujeres es común una caída de pelo considerable en etapas como el embarazo, el parto, la lactancia o la menopausia.
  • Afecciones médicas. También hay ciertos tipos de afecciones médicas como la alopecia, la tiña o la tricotilomanía (que consiste en arrancarse de forma compulsiva el cabello) que pueden causar la pérdida de cabello.
    Radioterapia o quimioterapia. Cuando nos sometemos a estos tratamientos, el pelo se debilita y no crece como antes.
  • Estrés. En una época de estrés agudo o cuando pasamos por un trauma como un accidente o la pérdida de un ser querido, puede que el pelo se caiga más de lo habitual.
  • Peinados. Habituarse a peinados en los que el pelo quede muy tirante durante buena parte del día, como ocurre con trenzas y coletas, puede debilitar el cabello y provocar su caída.

Los síntomas de la caída del cabello

  • Pérdida gradual del cabello en la parte superior de la cabeza. Esta es la zona que más sufre y la primera en sufrir cuando el cabello se cae. En las mujeres es muy común el retroceso de la línea capilar que tenemos en la frente.
  • Calvas circulares o con formas irregulares. Si ves ciertos parches calvos en tu cabeza, por pequeños que sean, es el momento de tomar medidas.
  • Descamación en el cuero cabelludo.
  • Pérdida de vello en otras partes del cuerpo.
  • Debilidad del cabello. La debilidad del cabello es un síntoma claro de la caída del cabello.

¿Qué tratamientos existen para tratar la caída del cabello?

¿Hay alguna manera de frenar la caída del cabello sin pasar por quirófano? Los avances en la medicina estética han dado lugar a varios tratamientos que pueden ayudar a frenar definitivamente la caída del cabello. El más importante y efectivo de ellos es la mesoterapia capilar.

¿Qué pacientes pueden combatir la caída del cabello con nuestros tratamientos?

Cualquier persona que quiera recuperar el cabello perdido puede recurrir a nuestros tratamientos capilares. Son tratamientos estéticos seguros y no tienen contraindicaciones, pero no se recomiendan en el caso de mujeres embarazadas o en lactancia, ni tampoco en aquellas personas con cáncer o que lo hayan pasado hace seis meses o menos.

Además, aunque la mesoterapia capilar es muy eficaz, no lo será si el origen de la caída del cabello es hereditaria. Para estos casos lo más común es recurrir a microinjertos para recuperar el cabello perdido.

Tampoco hará efecto en aquellos pacientes que tengan los folículos pilosos atrofiados. En estos casos se puede mejorar el grosor y calidad del cabello que aún se conserva potenciando su densidad. Así frenamos el avance de la alopecia y evitamos recurrir a implantes capilares.