La gran preocupación entre las personas que tienen manchas faciales es disimularlas, reducirlas, y por supuesto, saber si se puede eliminar el melasma definitivamente. A pesar de lo dificultoso, hay técnicas específicas que logran disminuir estas manchas marrones que suelen brotar en el labio superior, frente y mejillas.

Este tipo de manchas se caracterizan por ser oscuras y darse, principalmente, en mujeres debido al aumento de melanina de la epidermis. Suele presentarse de forma más frecuente en mujeres que en hombres por tener cierta predisposición genética, aunque también pueden darse por motivos ambientales u hormonales.

Técnicas para eliminar el melasma para siempre

Aunque existen métodos de prevención, hay tratamientos muy efectivos que ayudan a disminuir sus efectos de una manera eficiente. Lo más aconsejable es, una vez detectados los primeros síntomas, acudir a la clínica estética con el fin de ser evaluado por el especialista.

Teniendo en cuenta que cada paciente es único, el médico estético analizará cada caso individualmente. Encontrará el tratamiento más efectivo en función de los tipos de manchas y de las zonas del cuerpo. Así, se puede recurrir a diversas opciones, unas más efectivas que otras.

1. Uso de geles naturales o aceites esenciales

Estos tratamientos son idóneos para melasmas superficiales, que suelen aparecer por periodos cortos de tiempo. Sustancias como el aloe vera, que ayudan a regenerar la piel, hidratándola, son muy efectivas. Además, deja una sensación suave, con un brillo natural.

2. Corticoides

Se pueden aplicar cremas a base de corticoides, pero deben presentar niveles limitados de este ingrediente. Debido a sus consecuencias adversas, el tratamiento debe ser recetado. Además tiene que ser seguido muy de cerca por un especialista por sus posibles efectos secundarios como insomnio o dolor de cabeza.

3. Luz pulsada (IPL)

La luz pulsada está indicadaa para aquellos casos en los que el melasma aparece de manera crónica y la hiperpigmentación es acusada. Este tratamiento permite recuperar la uniformidad de la piel mediante la aplicación de luz, que acaba con las células muertas de la epidermis regenerándola.

4. Peeling químico facial

El peeling facial es perfecto para el tratamiento de esas manchas provocadas por los cambios hormonales. Su acción es rápida y logra acabar con las células muertas de la piel, consiguiendo renovarlas. En las sesiones, el médico estético aplica una serie de de productos, que contienen ingredientes naturales (ácidos frutales).

Conforme se va avanzando en el tratamiento se consiguen notar los beneficios de forma inmediata: mayor hidratación, más brillo, unificación de la tonalidad cutánea, etc.

5. Microdermoabrasión

Es un tratamiento que se lleva a cabo mediante un peeling mecánico, logrando sustituir las capas superficiales de la piel para restaurarlas completamente, mostrando una piel nuevamente joven.

Los resultados tras una sesión son rápidos ya que se usan microcristales de aluminio que se consiguen absorber, logrando así una mejora significativa sobre las manchas faciales. Además la epidermis tiene una apariencia más luminosa y el nuevo colágeno beneficia directamente la elasticidad de la piel.

6. Anticonceptivos

Cuando el melasma es causado por problemas hormonales, las manchas pueden formarse por la toma de anticonceptivos orales. Estos deben ser siempre recetados por un médico, que ha de llevar un control estricto sobre la dosis del paciente.

El melasma y la prevención

Muchos casos de melasma surgen debido a la tendencia genética de cada persona. Otros se producen por motivos ambientales, pero en todos los casos, se deben tomar medidas preventivas. Pueden existir factores determinantes en el aumento de estas manchas en la piel.

¿Tienen algún tipo de contraindicación estos tratamientos?

Ante cualquier tratamiento que se realice para combatir el melasma e, incluso, antes del mismo, es necesario tener en cuenta una serie de contraindicaciones. En este sentido, tomar el sol puede favorecer el aumento de manchas en la piel. Es mejor cubrirse lo máximo posible durante la temporada de calor y utilizar un protector solar adecuado de SPF 50+ .

También es imprescindible vigilar la toma de ciertos medicamentos como comentamos anteriormente como los anticonceptivos orales, que pueden afectar la epidermis, provocando que aparezcan reacciones cutáneas y manchas.

No es aconsejable el uso de maquillaje o cosméticos con ingredientes químicos que, en contacto con el sol, pueden generar una reacción sobre la piel, irritándola y logrando aumentar todavía más los efectos del melasma.

Lo recomendable es la utilización de cremas o cosméticos naturales que no contengan alcohol ni derivados del petróleo. Un maquillaje adecuado se puede utilizar para ocultar este tipo de manchas, pero siempre que contenga ingredientes ecológicos.

En caso de estar en contacto con bajas temperaturas y mucho frío, es conveniente hidratar la piel continuamente, ya que esta tiende a secarse y agrietarse. Con el calor extremo también es imprescindible usar a menudo una crema hidratante.

El melasma en un problema estético que se presenta en diferentes grados, en función de los orígenes que presente. Es por ello que el médico especialista en estética deberá recomendar a cada paciente un tratamiento específico, que logre eliminarlo por completo.