La zona de la piel de los ojos es más delicada que la del resto del cuerpo, ya que es mucho más fina y, por tanto, se marcan mucho más las imperfecciones. Muchas personas acuden a la blefaroplastia para conseguir una mirada más alegre y juvenil. ¿Significa esto que no hay más solución que la cirugía para eliminar la mirada cansada? ¡Ni mucho menos! Pero antes de hablarte de soluciones, veamos qué es la mirada cansada y las causas que la provocan.

Las causas principales de la mirada cansada

Cuando hablamos de mirada cansada no nos referimos a tener, literalmente, cansancio en nuestra visión. Tiene que ver con una apariencia concreta de la piel en la zona de los ojos, que nos hace ver agotados y lucir un cutis sin vitalidad ni brillo. Más allá de las bolsas y las ojeras, existen otros motivos por los que aparece la mirada cansada.

Reducción de la elasticidad de la piel

A partir de los 40 años la piel comienza a perder elasticidad, debido a la edad, a la exposición al sol y a los malos hábitos diarios. Y este rasgo se nota mucho más en la piel de los párpados, especialmente en los superiores, que pueden cubrir gran parte del área de los ojos.

Exceso de peso en los párpados

Bien sea por un exceso de piel o acumulación de grasa en la zona, es posible que nuestros párpados superiores pesen más de la cuenta. Esto provoca que caigan sobre la zona de los ojos, repercutiendo así en una mirada cansada.

Depilación facial

Si acostumbramos a depilarnos con cera las cejas y otras zonas cercanas a los ojos, los tirones en la piel para sacar el vello acabarán por debilitar los músculos de la zona. El resultado serán unos párpados caídos. La depilación láser es la mejor alternativa ante esta causa de la mirada cansada.

Músculos débiles

Los músculos se debilitan con el paso de los años, por lo que ya no ofrecen la misma sujeción. Esto se nota aún más en zonas en las que la piel es muy fina y delicada, como sucede en el caso de los ojos. 

Los ejercicios de gimnasia facial son muy útiles para fortalecer los músculos de la cara. Así evitaremos que el músculo elevador del párpado se pueda debilitar, provocando la caída del párpado sobre el ojo y promoviendo la mirada cansada.

causas mirada cansada

¿Cómo prevenir la mirada cansada?

La buena noticia es que la mirada cansada se puede prevenir sin necesidad de recurrir a la cirugía. Aquí tienes los trucos para rejuvenecer la mirada:

  • Una adecuada alimentación e hidratación. Beber un mínimo de dos litros de agua al día es esencial para evitar inflamaciones y deshidratación, especialmente en la zona de los ojos, que es más propensa a ello. Con respecto a la alimentación, debemos aumentar la ingesta de frutas y verduras. Ten en cuenta sobre todo las que aportan agua, como las de hoja verde, que además contienen vitamina K.
  • Descanso. Dormir al menos 8 horas diarias de forma intensa reduce la inflamación de los ojos y evita la mirada cansada.
  • Reducción del uso de dispositivos electrónicos. No afecta directamente a la piel, sino a la vista, pero también puede provocar una mirada cansada tras muchas horas frente a una pantalla.
  • Cuidado de las cejas. A nivel estético, tener unas cejas bien perfiladas, con una forma ascendente, puede eliminar esa sensación de mirada cansada.
  • Crema de contorno de ojos. Las cremas no son milagrosas, pero ayudan a reducir el impacto de la mirada cansada a través de una buena hidratación de la piel de esa zona. Deben incorporarse dentro de una buena rutina de cuidado facial.

Aunque hay diversas causas por las que se ve la mirada agotada, también hay formas de prevenirla. Por otro lado, existen tratamientos estéticos sin cirugía que pueden mejorar mucho esta zona del rostro, como es el caso de las mesoterapias y los rellenos con ácido hialurónico. En nuestros centros podemos informarte de nuestros tratamientos de la mirada y recomendarte el mejor en tu caso.