El skinbooster es un tratamiento revolucionario, con escasos efectos secundarios, que cada vez es más demandado por aquellos que quieren mejorar su aspecto. Y es que gracias a esta técnica se consigue más luminosidad en la piel, ya que combina ácido hialurónico con vitaminas, minerales y péptidos. 

Se trata de una manera sencilla e indolora de devolver la vitalidad a la dermis, para estar siempre radiante. Entre los resultados más destacados están los siguientes:

  • Devuelve la hidratación natural a la piel.
  • Mejora la luminosidad, firmeza y elasticidad.
  • Reduce asperezas.
  • Disminuye la intensidad de arrugas finas y otras imperfecciones.
  • Mejora el aspecto de las pieles secas.

Pero a pesar de todas las ventajas del skinbooster, muchos se preguntan si se corre algún riesgo con su aplicación. Te damos la respuesta a esa y otras dudas frecuentes sobre este tratamiento.

¿El skinbooster tiene efectos secundarios?

No es habitual que surjan complicaciones con la aplicación de este tratamiento. Las reacciones leves más comunes son algún pequeño hematoma o irritación, que desaparece a los pocos días. 

No obstante, hay algunas ocasiones en las que se ha observado alguna reacción inflamatoria acompañada de picor y un poco de dolor al tacto. También pueden aparecer pequeños nódulos en la zona de la inyección. Pero no te preocupes, porque todos estos efectos desaparecen en el plazo de una semana.

Realizar el tratamiento en centros especializados reduce el riesgo de efectos secundarios, ya que uno de los secretos para que este funcione es la cantidad de sustancia aplicada. En Hedonai te asegurarás de que un equipo profesional aplicará el tratamiento. 

¿Se puede desarrollar una alergia a este producto?

No es habitual que haya efectos secundarios graves, aunque siempre hay que contemplar las reacciones alérgicas. Si no estás convencido, puedes hacerte una prueba de alergia para asegurarte de que este tratamiento es para ti. Si nunca has probado un tratamiento de ácido hialurónico, es posible que tengas alergia a este compuesto y lo desconozcas.

¿Sirve para tratar las arrugas?

Aunque no es su principal objetivo, tras su aplicación las arrugas se minimizan visiblemente. Esto es debido a las sustancias que usa como base el skinbooster y la firmeza que le devuelve a la piel. Estas microinyecciones también estimulan la formación de colágeno, lo que incide en la mejora de las arrugas. No obstante, en Hedonai contamos con otros tratamientos antiarrugas para aquellos surcos que están en un estado más avanzado.

¿A partir de qué edad se puede empezar con este tratamiento?

Este tratamiento está recomendado para hombres y mujeres que ya han pasado los 30 años. Antes de esa edad es complicado encontrar arrugas e imperfecciones en la piel. Aún así, si alguien más joven necesita la aplicación de un skinbooster, puede hacerlo sin ninguna contraindicación. 

efectos secundarios skinbooster

¿En qué zonas del cuerpo se puede aplicar un skinbooster?

La aplicación del skinbooster es eficaz en zonas del cuello, la cara, las manos y el escote. La piel de estas zonas es la que más sufre y antes refleja los signos del envejecimiento. Por ello, estas zonas mejorarán enormemente tras el tratamiento. Y es que la piel vuelve a verse fresca, tersa y luminosa.

¿Es doloroso?

Es indoloro. Quizá notes un poco de molestia por los pequeños pinchazos, pero nada intenso. Además, el skinbooster lleva incluidas pequeñas dosis de lidocaína, un fármaco de la familia de los anestésicos locales que hace más cómoda la infiltración.

¿Cuánto duran las sesiones?

La duración de la sesión depende de la zona a tratar, tanto del tamaño de esta como de los problemas que presente. Se estipula una media de entre 20 y 60 minutos.

Los expertos recomiendan realizar tres sesiones en seis meses, con un intervalo de un mes entre cada una. Tras esto, habría que realizar un mantenimiento trimestral o semestral, dependiendo de cada persona. Los profesionales que te hagan el tratamiento te darán unas pautas más claras y concisas en función de tus características.

Los efectos del tratamiento se extienden hasta los doce meses, aunque con ‘refuerzos’ cada tres o seis meses pueden durar mucho más.

¿Se puede hacer vida normal tras una sesión de skinbooster?

El tratamiento con skinbooster es ambulatorio, y el riesgo de efectos secundarios es mínimo. Por ello, una vez terminada cada sesión, puedes volver a casa a tu rutina normal. La única molestia que podrías notar es un pequeño hematoma en la zona tratada, que desaparecerá a los pocos días.

No se necesitan cuidados específicos tras el tratamiento, pero sí se recomienda que uses protección solar, tanto en verano como en invierno.

Como ves, el skinbooster es un tratamiento recomendado sin efectos secundarios graves para mejorar el aspecto de tu piel. Si quieres saber cuántas sesiones necesitas, qué resultados puedes obtener y qué tipo de mantenimiento debes hacerte, pasa por cualquiera de los centros Hedonai y te informaremos.